Inicio > Filosofía > >Más niebla

>Más niebla

>

Más niebla, más dudas, mas desconfianza. Paranoia. El cuerpo tiembla de nervios o impotencia, la cabeza da vueltas y los demás la ven quieta. Todo puede pasar, todo es posible cuando se está al borde de la locura. La informática y la tecnología me cagan la vida. El pensamiento peor. ¿Porque no podré disfrutar de un viaje familiar escuchando la radio y cantando las canciones de moda? ¿Porqué no podré disfrutar la vida y viviré pendiente de esa espada de Damocles que una y otra vez recae en mi conciencia recordándome la finitud del hombre sin dejarme ver la soga que la sostiene? ¿Porque tendré que vivir pensando en como vivir, en que elegir? ¿La vida es insoportable y para colmo corta? Lo malo es descubrir que uno es peor de lo que se puede llegar a imaginar, de golpe se encuentra frente a frente consigo mismo con una idea que parece sacada de la peor de las películas de terror, mira a los lados, se da cuenta que los demás no se dieron cuenta de lo que pensó, respira profundamente, enfría la cabeza y vuelve a pensar. ¿Y ahora? Esperar, solo esperar y dejar que las circunstancias fluyan, algo tiene que pasar, de algún modo tienen que mejorar las cosas. Esto no puede seguir así por siempre, algún hecho desencadenante que ponga punto final a esta locura tiene que haber. ¿Vendrá solo o habrá que buscarlo? Lo busco, pero eso me hace nadar cada vez más profundo en la paranoia. Desconfío de todos, de todas, de mí. Me miro, miro mis manos, miro mi cara en el espejo y cierro los puños con fuerza. Le pego a la pared para descargarme pero no logro nada. Me muerdo el labio y respiro agitado. Miro a todos lados. Suena el teléfono, es ella, se que es ella por el horario. ¿Y si es ella la que arma todo el lío? No, ¿para que lo haría?. ¿Porque lo haría?. ¿Que buscaría? Quiero gritar, quiero revolear el teléfono y estrellarlo contra la pared, que estalle en mil pedazos ese aparato de mierda. Tomo aire una vez más, miro el teléfono y atiendo: “¿Hola Gordita, como estás? ¿Que hiciste hoy? ¿Como te fue?
Me contesta, ni se que me contesta, cierro los ojos, me tiro en la cama y hablo como si el mundo fuero un lugar agradable, son 10 minutos, y despues de vuelta a la vida, a la muerte, sus circunstancias y sus consecuencias.
Categorías:Filosofía
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: